fundación maisha, kenia, áfrica, voluntarios, kibera, mujeres embarazadas
Imagen: Felipe Lira

Fundación Maisha: la ONG chilena que apoya a mujeres embarazadas en situación de crisis en Kenia

Un grupo de médicos y enfermeras matronas decidieron llevar su vocación más allá de nuestras fronteras. Llegaron a Kibera, la barriada más pobre de Nairobi, y ahí crearon una ONG capaz de otorgar herramientas y ayuda a mujeres embarazadas en situación de crisis y extrema pobreza.

Por Constanza Garci­a Tironi | 2019-01-23 | 07:00
Tags | fundación maisha, kenia, áfrica, voluntarios, kibera, mujeres embarazadas
Relacionadas

El concepto que muchas personas tenemos de África, quizá sea una representación no tan precisa de lo que en realidad es este continente. Solo quienes han tenido la oportunidad de viajar a algún país de dicho territorio, nos podrían dar una imagen más detallada de la realidad de aproximadamente 1.200 millones de habitantes.

Muchos tienen el deseo de viajar a África con la intención de ayudar y hacer algo por miles de personas necesitadas, tal y como lo hicieron dos enfermeras matronas chilenas, cuya historia tendría un particular final.

Te invitamos a leer y conocer la experiencia de estas voluntarias de la Fundación Maisha, una institución que ayuda a mujeres embarazadas aportando un granito de arena para mejorar la vida de los habitantes de Kenia.

África es el destino

Fernanda Almarza y Antonia Villablanca cursaban el cuarto año de enfermería en la Universidad Católica, cuando decidieron hacer un voluntariado de cuatro meses en algún país de África. "Creo que el sueño de toda enfermera es poder ir a algún lugar donde puedas ayudar, nosotras queríamos ir a África", contó a El Definido Fernanda, co-fundadora de la Fundación Maisha.

Mientras barajaban sus ideas, estuvo la opción de ir a Madagascar, ya que Almarza tenía un primo allá. Villablanca, por su parte, tenía unos contactos en Congo, pero, finalmente, "por cosas de la vida", tal y como nos resalta Almarza, terminaron yendo a Kenia.

Además, una señora de una congregación religiosa les dio la opción de optar por alojamiento en un lugar confiable, por lo que eligieron Nairobi, capital de Kenia, como su destino. Allí se encuentra la población de Kibera, la barriada más pobre de dicha nación y la más grande del continente, por lo que el aporte de ambas voluntarias se llevaría a cabo en una zona vulnerable y necesitada. 


©Fundación Maisha

El origen de una fundación

Ya en África y mientras estaban en el voluntariado, Fernanda y Antonia conocieron a Domitila Ayot, una mujer que se ha dedicado a acompañar a embarazadas en crisis durante años y cuya experiencia les cambiaría la vida. Tras conocer el testimonio de Ayot, Almarza recuerda que, a pesar de no haberles pedido ayuda explícitamente, les dio a entender que las necesitaba: "En ese minuto lo encontramos muy valorable, pero no teníamos tantas herramientas para apoyarla", recalcó Almarza.

De regreso a suelo santiaguino y con la aventura finalizada, ambas regresaron a sus estudios, pues debían terminar la carrera y titularse. Sin embargo, Fernanda nos comentó que se plantearon la posibilidad de regresar a Kenia. "No queríamos volver a Chile de nuevo y sentirnos vacías", afirmó, destacando que habían visto una realidad de mujeres en situación de vulnerabilidad que necesitaban apoyo.

Aunque mantuvieron el contacto con Domitila Ayot y pudieron ayudarla financieramente, decidieron dar un paso más allá y regresar a África. "Queríamos hacer algo que realmente hiciera un cambio, que tuviera un impacto en la sociedad y que pudiera generar alguna mejora", dijo.


©Fundación Maisha

Durante el 2016, formaron en Chile un grupo multidisciplinario con médicos, ingenieros, enfermeras matronas, periodistas y diseñadoras, con los que se consolidó la familia Maisha. Desde Chile comenzaron a crear los lineamientos de la fundación y a desarrollar el área administrativa. Varios de ellos también viajaron a Kenia a ver cómo avanzar en el trabajo que había ya comenzado. 

En abril de 2018, se sumó a la cruzada Catalina Bustos, también enfermera matrona de la UC, y juntas viajaron a Kenia con un objetivo más trascendente: establecerse y consolidarse como una ONG, para así recaudar fondos y poner en marcha programas de educación al personal de salud y de educación sexual. "Las mujeres embarazadas siempre han sido una población desprotegida, entonces, como no había nadie más que pudiera apoyarlas, lo hicimos nosotras", dijo Almarza.

La fundación se formó oficialmente en Chile en 2016 y en Kenia 2018 y se basa en cuatro pilares: acogida, salud, educación y emprendimiento. Las alianzas con los hospitales que concretaron como fundación, fueron en los mismos lugares en donde habían trabajado la primera vez que estuvieron en Kenia.

Un cálido regreso

Con las puertas y los brazos abiertos, Kibera recibió a la delegación chilena, una bienvenida que sorprendió a Catalina. A pesar de que era su primera vez en Kenia, sintió la cálida bienvenida. "El keniano es alegre, desinteresado y muy agradecido, viven la vida como quería hacerlo Simba, del El Rey León, diciendo: ¡Hakuna Matata! ("no hay problemas", en lengua suajili)", explicó.

Además, cuenta que en una ocasión salió del Hospital Mbagathi y había una fiesta en la calle, con gente bailando al son de una radio con música local, se unió a la celebración y postergó su descanso.

Catalina, quien desempeñaba funciones en el área prenatal del centro médico, recuerda la vez en la que, entre mujeres quejándose y gritando por el dolor de las contracciones, puso música para hacer más llevadera la experiencia. "Después de media hora teníamos a todas las guaguas afuera. Las guaguas habían bajado, las pacientes estaban felices, se les había quitado el dolor, estaban muertas de la risa, pujaban y se reían. Se les hizo mucho más agradable el proceso", nos relató la enfermera matrona y también coordinadora de salud de la Fundación Maisha.


©Fundación Maisha

¿Qué es lo que hace Maisha?

Maisha es una fundación que busca ser una red de apoyo para mujeres embarazadas en crisis en Kenia, entregando herramientas al personal de salud y a quienes deciden dar a luz a sus bebés. ¿Qué tipos de herramientas?

- Salud: como controles prenatales y capacitación activa del personal.

- Educación: mediante talleres de educación sexual. 

- Acogida: acompañamiento integral a las mujeres durante y después del embarazo, a partir de una casa de acogida temporal. 

- Emprendimiento: capacitando a las madres en actividades que puedan posteriormente generarles ingresos.

Si bien, dentro de los principios de la fundación, está el evitar el aborto como solución (y no todos podemos estar de acuerdo con ello), el trabajo que hacen y la atención que brindan a estas mujeres que deciden llevar a cabo su embarazo, es real y digno de destacar.

Trabajan con una directiva chilena, con sede en Santiago y Nairobi. Los voluntariados funcionan por seis meses y con traslape con el siguiente grupo. Por ahora, las personas que pueden hacer el voluntariado están algo limitadas, porque deben pagar su propio pasaje, visa y estadía completa en Kenia. Esto porque los ingresos que tiene la fundación provienen de donaciones que se usan directamente para las mujeres que están siendo ayudadas. Sin embargo, en el futuro Maisha pretende poder cubrir también este tipo de gastos. Si quieres aportar con dinero, hazlo aquí.

Aún queda camino

En Kenia, hay un médico por cada cinco mil habitantes, y por cada mujer que muere en Chile en el parto, en Kenia fallecen 23. "No quiero que me toque ver de nuevo que por una negligencia médica o más que eso, por falta de controles médicos o falta de ecografías, una guagua se muera", nos cuenta Fernanda, agregando que los planes para este año de Fundación Maisha son esperanzadores, tanto para Kibera como para el país africano.


©Fundación Maisha

Fundación Maisha quiere dar de nuevo un gran paso, consolidándose en Kibera con voluntarios rotativos cada seis meses y, además, expandirse a nuevas regiones de Kenia. Paralelamente, están trabajando para poder establecerse en Chile y ayudar a poblaciones locales. Aunque las necesidades son distintas, las buenas ideas y las ganas de ayudar siempre llegan lejos.


©Fundación Maisha

¿CÓMO TE DEJÓ ESTE ARTÍCULO?
Feliz
Sorprendido
Meh...
Mal
Molesto
ESTADÍSTICAS: APOYO A FRASES DE ESTE ARTÍCULO
Estas estadísticas sólo se le muestran a los usuarios que ya han dado su opinión con un click sobre alguna de las frases rojas destacadas en el texto del artículo.
Comentarios
* Debes estar inscrito y loggeado para participar.
© 2013 El Definido: Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento de nuestro representante legal.