miguel ortiz, madrugar, productividad, eficiencia, levantarse temprano, madrugada, trabajo
Imagen: Gojko Franulic

De noctámbulo a madrugador: una metamorfosis posible

Nuestro columnista Miguel Ortiz se levantó a las 5:30 de la mañana para averiguar cómo funciona la productividad cuando se madruga. Estos fueron sus resultados.

Por Miguel Ortiz A. @ortizmiguel | 2014-09-10 | 15:20
Tags | miguel ortiz, madrugar, productividad, eficiencia, levantarse temprano, madrugada, trabajo

¿Te lo perdiste? Regularmente republicamos contenidos vigentes que pueden resultarte interesantes.

El martes pasado vi salir el sol, desde mi terraza, con un tazón de café en la mano. La Alameda, abajo, ya había despertado: de la boca del Metro, cual hormiguero, entraba y salía gente.

Las micros y los taxis le sacaban el jugo a su hora punta. A la Casa Central de la Universidad Católica comenzaban a llegar los futuros abogados –se les identifica por la forma de caminar, espaldas rectas-, y periodistas (si no van twitteando desde el celular, van fumando con audífonos puestos). Desde el piso 11 miraba cómo la ciudad se va poniendo en marcha, a un ritmo más acelerado del que propone el sol.

En vez de apagar la luz a las 00:00, la noche anterior me había acostado a las 21:30 horas. Y dormí las mismas ocho horas que suelen recomendar nuestras madres y los especialistas, valga la redundancia. Es decir, me levanté a las 5:30, mucho antes que los gallos, casi como si fuera panadero. El café en el balcón, de hecho, era el segundo del día. ¿Qué diantres me picó? Nada. Sólo decidí probar qué se siente ser madrugador en lugar de noctámbulo.

El ejercicio fue relativamente sencillo. La clave, creo, estuvo en dejar el despertador lejos de la cama… para obligarme a salir de ella. De ahí a la ducha, y listo. Estaba en pie. Tostadas con paté, un capuccino, jugo de naranja y un plátano. Dicen que el desayuno es la comida más importante del día, así que le di el tiempo que se merece. Luego, a leer los diarios. A las 6:10 ya estaba al tanto de lo más relevante. Entonces me puse a responder los mails de remitentes noctámbulos: el último me había llegado a las 1:43 de la mañana, mientras yo estaba en el quinto sueño.

No sabría cómo explicarlo, pero esas horas me parecieron más provechosas, como más largas. Me cundió un montón: lavé platos, organicé dos reuniones, confirmé un almuerzo, avancé un capítulo de la novela que estoy leyendo (“La música de azar”, de Paul Auster) y busqué documentación para escribir esta columna. No pretendo convencerlos de que es mejor ser madrugador que noctámbulo, porque entiendo (y conozco) personas a las que les cunde más la noche. Son “más búhos que alondras”, como diría un siútico. En mi caso, la experiencia fue sorprendente y gratificante.

Buceando en la web (ya eran las 7:15), me topé con un posteo del bloguero Leo Baubata, especializado en técnicas zen para vivir mejor. Además de recomendar la vida matutina –destaca, entre otras cosas, que la productividad es mayor y los traslados por la ciudad más expeditos-, el autor entrega algunos tips para conseguir ese “minuto heroico” que significa el saltar de la cama aunque las sábanas lo atrapen a uno, como un pulpo de algodón.

Según Baubata es mejor comenzar sin cambios drásticos de horarios, ajustando el despertador paulatinamente, día a día, 15 o 30 minutos antes de lo habitual. Y apunta: “No racionalice. Si permite a su cerebro persuadirle para no madrugar, nunca lo hará. No convierta volver a la cama en una opción”. Otro consejo: “Encuentre algo que sea agradable para usted, y permítase hacerlo como parte de su ritual matutino”. Leer, meditar, bailar, hacer ejercicio, escuchar música… eso funciona como “recompensa” al esfuerzo de madrugar.

En la vereda opuesta, y sorprendido de recibir un mensaje mío en su celular a las 6:30 AM, estaba mi amigo Juan Pablo. Según él, y le creo, su trabajo le cunde mucho más de noche, precisamente porque hay más gente despierta y las horas laborales se pueden “alargar a gusto”, en contacto directo con otros: “Suelo apagar la luz a las 2:30 de la mañana, con todos los pendientes ya abordados. Me duermo con la satisfacción del deber cumplido. Y me levanto a las 9:30. Estoy acostumbrado a este ritmo, a pesar de que entiendo que sería más sano bajar revoluciones más temprano”.

Con la mano en el corazón, admito que después de las 22:00 horas suelo perder el tiempo de manera consciente, viendo televisión o chateando por WhatsApp. La inversión que hice el martes al cambiar esas horas por las de la mañana fue negocio redondo. Y es algo de lo que no me habría dado cuenta si nunca lo hubiese intentado en serio. Esa es la propuesta que quiero hacerles: que hagan el mismo ejercicio para saber –con antecedentes concretos- si son noctámbulos o madrugadores… porque la metamorfosis, finalmente, es posible.
Se los digo yo, cuando son las 8:30 AM y voy saliendo en bici, y sin prisas, a una reunión de trabajo.

¿CÓMO TE DEJÓ ESTE ARTÍCULO?
Feliz
Sorprendido
Meh...
Mal
Molesto
ESTADÍSTICAS: APOYO A FRASES DE ESTE ARTÍCULO
Estas estadísticas sólo se le muestran a los usuarios que ya han dado su opinión con un click sobre alguna de las frases rojas destacadas en el texto del artículo.
Comentarios
Marco Canepa | Director Creativo | 2014-09-10 | 15:38
6
Esto me pasa (involuntariamente) los fines de semana. Con un bebé de 3 meses no es posible dormir hasta tarde, así que a eso de las 7 ya estoy en pie.

La verdad, me encanta, el fin de semana se me alarga, puedo hacer hartas cosas productivas, ponerme al día con revistas y libros o jugar con el guatón.
responder
denunciar
apoyar
Pablo Cuadra Caro | 2014-09-10 | 15:41
6
Las veces que me he levantado temprano, que incluso le he ganado al despertador son sencillamente espectaculares, un buen desayuno que como universitario por lo general me lo pierdo, arreglar mis cosas con tiempo, salir a buena hora, tomar la micro no-tan-llena, lo ideal. Pero sin duda que mi problema sigue siendo las sábanas y su misión de mantenerme atrapado hast que sea muy tarde... vamos a intentar con alguna "recompensa" por levantarse temprano a ver quien gana.

Excelente publicación como siempre en el Definido
responder
denunciar
apoyar
Miguel Ortiz A. | Periodista | 2014-09-11 | 22:38
1
gracias Pablo!
responder
denunciar
apoyar
Melissa Amaro P. | 2014-09-10 | 16:18
5
No me he atrevido a intentarlo, pero será interesante. Puedo quedarme hasta la madrugada perdiendo el tiempo en internet, dibujando o leyendo, pero después me atenaza la culpa. Además, siento que en las mañanas el día pasa más lento y hay más tiempo para hacer cosas.
Voy a ver qué tal, quizás soy una madrugadora y nunca he querido aceptarlo xD
Buen experimento, saludos!

P.S: ¿Es mi idea, o Miguel es el "periodista que experimenta las cosas"? Este tipo de notas son muy entretenidas.
responder
denunciar
apoyar
Miguel Ortiz A. | Periodista | 2014-09-11 | 22:39
1
exactamente Melissa, es eso lo que intento hacer: escribir de cosas que he probado. te gusta?
salu2 y gracias por el comentario :)
responder
denunciar
apoyar
Esteban Concha | 2014-09-10 | 16:19
2
Excelente artículo.

Debo confesar que he estado en ambas veredas, siendo siempre mas productiva la madrugada, pero la madrugada después de dormir, aunque sea una hora.

Ojalá pueda hacer el cambio, lo intentaré esta misma noche.

Saludos,
responder
denunciar
apoyar
Miguel Ortiz A. | Periodista | 2014-09-11 | 22:39
0
y? cómo te fue?!
gracias por tu comentario Esteban :)
responder
denunciar
apoyar
gif Comentario destacado por El Definido
Mario Vial | 2014-09-10 | 16:48
10
"nuestras madres y los especialistas, valga la redundancia" jajaja me sacaste una buena sonrisa! :)
responder
denunciar
apoyar
Antonia Laborde | Periodista | 2014-09-11 | 12:45
1
A mi igual, muy buena frase
responder
denunciar
apoyar
Miguel Ortiz A. | Periodista | 2014-09-11 | 22:40
1
jajajaja, saludos Mario y Antonia :)
responder
denunciar
apoyar
Andres Santander | 2014-09-10 | 17:47
2
Hace un tiempo comencé a madrugar.

Había comenzado un proyecto personal y lo estaba realizando en las tardes después de la pega como cualquiera, me di cuenta que avanzaba como tortuga y me costaba mucho concentrarme, básicamente llego hecho polvo a la casa como para ponerme a trabajar y aquí es cuando dije, y en la mañana?, me puse de a poco a retrasar el despertador hasta que llegue a acostarme a las 10:30PM y levantarme 6:00PM el cambio fue drástico, en una sola mañana avance fácil el triple de lo que hacia en la tarde, la mente esta mas despierta y fluye muy natural, puedo aprender y retener mucho mejor lo que leo y hago. Lo mejor de todo, no solo puedo trabajar en la mañana, puedo hacer cualquier cosa 3 veces mejor en la mañana que en la tarde y gasto las horas mas productivas en mis propias cosas que en el trabajo formal. Ya llevo un mes haciéndolo y se puede decir que ya lo transforme en rutina =P.

Saludos.
responder
denunciar
apoyar
Andres Santander | 2014-09-10 | 17:49
1
Por cierto... Excelente articulo!! ojala mas personas lo intentaran.
responder
denunciar
apoyar
Miguel Ortiz A. | Periodista | 2014-09-11 | 22:41
0
seco Andrés! espero que te vaya excelente con tu proyecto.
gracias por los comentarios.
responder
denunciar
apoyar
Diego Alfaro | 2014-09-10 | 18:24
1
Ahora haga la prueba teniendo dos hijos, estudiando de manera Vespertina, preparando su tesis e informes y viviendo a mas de 8 kms. del trabajo.
responder
denunciar
apoyar
Ange Brik | 2014-09-10 | 18:34
0
trate de levantarme mas temprano en las mañanas para hacer deporte, de las 8:30 cambie el reloj a las 7:45, 30 min de eliptica.... el resultado es que todos los dias me despierto tipo 8:20.... pq me quede dormida y no senti el despertador!!!
mi problema es que en las noches tampoco soy tan productiva, llego, a la eliptica.... a los 20 min me aburro y me tiro a la cama a ver peliculas hasta el otro dia.... me duermo tipo 11:30
soy flojista.... de eso estoy segura...
responder
denunciar
apoyar
Miguel Ortiz A. | Periodista | 2014-09-11 | 22:42
0
sigue intentándolo Ange. estoy seguro de que puedes!
responder
denunciar
apoyar
Laura Badilla | 2014-09-10 | 18:37
0
Me tinca... pero dudo mucho, muuuucho convencer a mi pareja de madrugar conmigo y acostarnos temprano.
Sola no lo quiero hacer, porque perdería el rato que estoy con él. Tendría más horas a mi disposición tal vez, pero uno de mis mayores gustos es pasar un rato con él viendo series o compartiendo.
responder
denunciar
apoyar
Paper Luis | 2014-09-10 | 20:31
1
Como empleado, siempre he "madrugado" desde que tenia salir a las 7 AM para ir a tomar la micro de la empresa, hasta ahora, que vivo a 2 "metros" de la pega (espero que se entienda la metáfora)
Cuando nació el retoño, despertar temprano ya era una cosa habitual. Soy de los que se puede acostar a las 5 am y despertar a las 8:30 sin problemas (algo de familia) y, cuando estoy en regimen, a las 23:30 estoy cabeceando, para luego despertar a las 7:00
Ahora entro a las 9 am, así que despierto a las 7 AM, media hora de noticias, luego a la ducha, salir, vestirse y a las 8AM desayunando (no a la rápida) para luego de jugar un ratito con el pequeño y salir caminando a la pega, llego tranquilo, a la hora y feliz, porque todo lo he hecho tranquilo. Luego en el trabajo la mañana me cunde mucho. (El después de almuerzo es otra cosa)
Saludos
responder
denunciar
apoyar
Pelayo Vergara | 2014-09-11 | 02:13
0
Haría la prueba.... pero son las 2:13am, debería estar estudiando y el tiempo en el día no me alcanza...
:)
responder
denunciar
apoyar
Miguel Ortiz A. | Periodista | 2014-09-11 | 22:43
0
estás seguro de que no te alcanza? seguuuro?
responder
denunciar
apoyar
Tamara Mollo | 2014-09-11 | 04:17
0
Siempre me quedo despierta hasta muy tarde (como ahora) y generalmente solo utilizo el tiempo en distraerme pensando en que no tuve tiempo durante el día para hacerlo. Pero claro está, que si madrugara tendría mucho más tiempo para hacer mis cosas y tomarme un descansito. Creo que un cambio en mis horarios me vendría muy bien. Leer su experiencia me ha hecho pensar diferente, muchas gracias C:
responder
denunciar
apoyar
Miguel Ortiz A. | Periodista | 2014-09-11 | 22:44
1
gracias a ti Tamara por dejar un comentario :)
responder
denunciar
apoyar
seba tobar | 2014-09-11 | 14:00
0
d e apoco he ido comenzando a dormirme antes y levantandome temprano los finales de semana. los dias se me hacen mas largos y mas provechosos.
responder
denunciar
apoyar
Miguel Ortiz A. | Periodista | 2014-09-11 | 22:44
0
exacto! es así. nada peor que la mañana de un sábado perdida en la cama, flojeando.
salu2!
responder
denunciar
apoyar
Ángela Ferrari | 2014-09-11 | 17:38
0
No hay forma, llevo todo este año levantándome a las 5:30, pero no hay caso, siento que no estoy realmente despierta hasta las 12 del día. Y mi productividad (y ánimo) empieza a subir recién cuando se oscurece, lo que me complica porque por levantarme a las 5:30 trato de acostarme antes de las 10, pero no puedo dormir! aunque anduviera todo el día cansada, apenas llega la noche ando con todas las pilas.
responder
denunciar
apoyar
Miguel Ortiz A. | Periodista | 2014-09-11 | 22:46
1
intenta algunas fórmulas para poder dormirte antes, como evitar las pantallas, no tomar café y aprender técnicas de relajación.
salu2!
responder
denunciar
apoyar
Luis Candia | 2014-09-12 | 15:54
0
Yo lo vengo practicando hace un tiempo, en casa tenemos una hija de año y medio, y mi pareja decidió quedarse en casa a su cuidado, por lo cuál armamos un pequeño emprendimiento que nos ha traido hartos beneficios económicos, pero con grandes costos en cuanto a tiempo. Usualmente trabajábamos de noche, después de hacer dormir a nuestra hija (a eso de las 10).

Hace un mes o un poco mas cambié la forma en que personalmente trabajo, ya no me acuesto a las 3-4 de la mañana, sino que máximo me quedo hasta las 1 y despierto a las 6.30 para a mas tardar estar derrotando a las sábanas a las 7. Tengo de 7 a 9 para trabajar en casa, y después de eso a la ducha y parto a mi trabajo formal. En esas dos horas de la mañana trabajo casi lo mismo o mas que en 4 horas en la noche, lo que ha sido muy productivo, mi pareja avanza en la noche (su horario favorito) y yo termino por las mañanas. De esta forma yo no altero mis horarios de sueño y ella logra irse a la cama mucho mas temprano que de costumbre.

Hemos estado perfeccionando este método y cada semana vamos un poco mejor, pero a mi, definitivamente me va mejor por las mañanas, trabajar con luz solar y no artificial cambia las cosas en un 100%.
responder
denunciar
apoyar
Miguel Ortiz A. | Periodista | 2014-09-12 | 20:50
0
que excelente tu testimonio Luis. gracias por compartirlo!
responder
denunciar
apoyar
Nicolás Muñoz Rojas | 2014-09-13 | 21:19
0
Suena muy interesante :D Creo que lo intentaré. Yo voy a preuniversitario y trabajo de part-time en un restorán de comida rápida, y básicamente entré a trabajar para regular mis horarios (además de la pasta que trae consigo), y la verdad sigo estando flojo y estudiando poco para dar la asquerosa prueba de selección. Cuando no trabajo (generalmente lunes, miércoles y viernes, ya que no tengo turnos fijos) es casi imposible dormirme antes de las 1-2 de la mañana, y me cuesta muchísimo despertar antes de las 11am. Cuando trabajo es excepción porque entro temprano la mayoría de las veces. Y además el preu lo tengo en la tarde sólo 3 veces a la semana, por lo que tengo mucho tiempo "muerto", que pocas veces aprovecho por sentirme cansado o sin ánimo de hacer cosas.

La estrategia que propones alguna vez la intenté en la media para estudiar, y me resultó un par de veces: andaba de maravillas, de buen ánimo, avanzaba rápido el estudeo para la prueba que tenía en poco rato, o terminaba de leer libros (de los pocos que terminé de leer para el colegio), pero siempre volvía al inicio.

Lo intentaré esta noche :) Entro a las 9:30 a trabajar. Me dormiré a las 12pm para despertar a las 7am, de esta forma no me saldrá tan brusco el cambio :P Comentaré de nuevo para contar qué tal me fue, y el resto de los días mantendré ese horario aunque no tenga que trabajar.

Excelente artículo. ¡Saludos!
responder
denunciar
apoyar
Nicolás Muñoz Rojas | 2014-09-13 | 21:49
0
Suena muy interesante :D Creo que lo intentaré. Yo voy a preuniversitario y trabajo de part-time en un restorán de comida rápida, y básicamente entré a trabajar para regular mis horarios (además de la pasta que trae consigo), y la verdad sigo estando flojo y estudiando poco para dar la asquerosa prueba de selección. Cuando no trabajo (generalmente lunes, miércoles y viernes, ya que no tengo turnos fijos) es casi imposible dormirme antes de las 1-2 de la mañana, y me cuesta muchísimo despertar antes de las 11am. Cuando trabajo es excepción porque entro temprano la mayoría de las veces. Y además el preu lo tengo en la tarde sólo 3 veces a la semana, por lo que tengo mucho tiempo "muerto", que pocas veces aprovecho por sentirme cansado o sin ánimo de hacer cosas.

La estrategia que propones alguna vez la intenté en la media para estudiar, y me resultó un par de veces: andaba de maravillas, de buen ánimo, avanzaba rápido el estudeo para la prueba que tenía en poco rato, o terminaba de leer libros (de los pocos que terminé de leer para el colegio), pero siempre volvía al inicio.

Lo intentaré esta noche :) Entro a las 9:30 a trabajar. Me dormiré a las 12pm para despertar a las 7am, de esta forma no me saldrá tan brusco el cambio :P Comentaré de nuevo para contar qué tal me fue, y el resto de los días mantendré ese horario aunque no tenga que trabajar.

Excelente artículo. ¡Saludos!
responder
denunciar
apoyar
andrea guzman | 2014-09-24 | 17:03
1
Que difícil, para mi esto sería como realizar el desafío mas grande de mi vida. Hasta he pensado en tomar pastillas por que mi horario se desajusto terriblemente desde que deje de trabajar. En mi caso, toda mi vida me he acostado tarde, cuando trabajaba podía quedarme despierta hasta las 3 de la mañana y aun así despertar con el dolor de mi alma a las 7:00. Ahora como independiente todo se fue a las pailas jajaaj, en la noche mi cabeza esta demasiado super mega hiper extasiada y despierta así que me dan las 5 o 6 de la mañana con las pepas abiertas y muchas veces perdiendo el tiempo, a veces hasta uno siente el cuerpo cansado o hasta dolores de cabeza pero sin poder relajarse y dormir, quizas este relatando una posible patología jaja. Pero como bien dice el articulo cambiar el habito de a poco y con graaaaan voluntad se puede.
Mi viejo me dijo una vez, obligate a despertar temprano aun que te hayas acostado muy tarde, andarás con sueño todo el día y te obligara a acostarte temprano... mmm... no funcionó :(, de hecho fue peor XD y lo peor es que uno se despierta a la 1 de la tarde cansado y con esa pésima sensación de PERDI TODA LA MAÑANA ( pero la mente es loquilla, y te dice, pero aprovechaste toda la noche).
Para mi como noctambula siento que la noche es mas tranquila, silenciosa, y me dan ganas de enfocarme en mi y en lo que tengo que hacer, pero en el día siento bulla, vida, ajetreo y me dan ganas de salir y hacer otras cosas, es como si me distrajera, pero aún así se que por salud esta percepción debería cambiarla.
Me fuí en la volá jajaaj, pero bueno, lo intentare , me gustó el articulo y me motivo en cambiar el estilo de vida que sé claramente, es pésima pa la salud.

responder
denunciar
apoyar
* Debes estar inscrito y loggeado para participar.
© 2013 El Definido: Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento de nuestro representante legal.