educación técnica dual, Liceo Técnico Profesional, educación, técnicos, trabajo, Concepción
Imagen: Gojko Franulic

Estudiar trabajando: cómo Concepción logró ser ejemplo en educación dual

Unir teoría y práctica es lo que busca el sistema alemán que combina la enseñanza técnica escolar con el trabajo práctico en las empresas. En Chile existen colegios que aplican la educación técnico dual y Concepción es uno de los casos a imitar.

Por Magdalena Araus @mmaraus | 2015-07-06 | 15:00
Tags | educación técnica dual, Liceo Técnico Profesional, educación, técnicos, trabajo, Concepción
Relacionadas

Electrónica, administración, agricultura, construcción, electricidad, gráfica y otras especialidades son las que ofrecen los Liceos Técnicos Profesionales en Chile. La mitad de los alumnos de enseñanza media chilenos siguen este camino y no el de la educación científico-humanista.

Desde I° medio comienzan aprendiendo una especialidad que les sirva para dedicarse a ese oficio una vez egresados y el título lo reciben luego de ejercer una práctica en una empresa, algo que solamente el 60% de los alumnos realiza. El resto queda pendiente.

Hace un tiempo en El Definido hablamos del sistema de educación técnica dual, nacido en Alemania, donde los estudiantes además de estudiar en el colegio, trabajan al mismo tiempo en una empresa tempranamente, adelantando su práctica y llevando los conocimientos a terreno. Además de recibir un sueldo mensual, logran una mayor integración al mundo laboral y formación profesional pensada para la demanda real. Los estudiantes asumen responsabilidades en la compañía, con la posibilidad de recibir un contrato futuro en ella.

El sistema aterrizó en los años '90 en Chile, probándose en varios colegios que los integraron y actualmente funcionan con él. Hoy son 229 establecimientos que utilizan esta modalidad de 950 Liceos Técnico Profesionales que existen, donde los estudiantes de tercero y cuarto medio asisten tres días al colegio y dos a la empresa.

“La ventaja del sistema dual es que permite a los jóvenes aprender en la sala de clases y en un entorno laboral, con implementos que muchas veces son mejores que los que hay en el colegio. Es más didáctico”, recalca Patricio Carrasco, investigador del área de Política Educativa de Educación 2020.

Acá les contamos el caso de éxito en Concepción, donde liceos trabajan en alianza con cientos de empresas para aplicar este sistema de formación dual en sus alumnos.

El éxito dual penquista

Se implementó poco a poco en manos de la Corporación de Estudio de la Cámara de la Producción y del Comercio (CPCC) y hace ocho años abarcaron un total de 5 liceos con más de 2.000 jóvenes, los que actualmente se insertan en las empresas colaboradoras del sistema dual en Concepción. 

Günter Rösch fue jefe de misión de la cooperación técnica chileno-alemana para aplicar el programa dual en los años noventa en Santiago. El experto, pronto miró hacia el sur, pues le llamó la atención este plan que se desarrolló en Concepción, Tomé y Coronel, todos con altos índices de vulnerabilidad, pero con excelentes resultados.

A juicio de Rösch, la clave de su éxito ha estado en la adaptación del plan alemán a la realidad local, formando una nueva cultura empresarial. ¿A qué se refiere con eso? A la efectiva vinculación entre educación y empresa.

Durante seis años la Corporación de Estudio de la CPCC trabajó para resolver este evidente divorcio. Con encuentros, seminarios y trabajo en conjunto buscaron comprometer al sector productivo en el proceso de formación de jóvenes, recalcando los verdaderos beneficios de una vinculación Educación-Empresa.

"El aprendizaje en la empresa permite al alumno insertarse tempranamente al mundo del trabajo, aprendiendo en forma práctica los contenidos de asignaturas y/o sectores propios de su especialidad contemplados en su plan de estudio. El alumno aprende con la tecnología de punta que la empresa requiere para poder subsistir, conociendo en ésta los verdaderos requerimientos del mundo productivo", nos explica Andreina Borzone, Gerente General de la Corporación de Estudio CPCC.

Este sistema dual hoy reúne a alrededor de 800 empresas participantes y en conjunto con ellas se han rediseñado los planes y programas de estudio, siendo hoy en día la única corporación con todos sus planes actualizados y aprobados por el Ministerio de Educación.

A los ingredientes del éxito se le debe también sumar el compromiso de los docentes y el seguimiento de un programa que va variando constantemente según los cambios y nuevos requerimientos, enfatiza Andreina.

Rösch agrega que también es importante tener líderes convencidos del sistema que actúen como "locomotoras", ya que la competencia emocional y profesional es fundamental para comunicarse exitosamente con las empresas, asociaciones gremiales, Mineduc central y regional y todo el personal de los institutos educacionales, incluyendo padres y alumnos.

3 desafíos importantes en Chile

Hay tres temas que no se deben ignorar en el sistema dual en Chile, críticas generales que se le hacen al sistema y que son necesarias de enfrentar para poder llevarlo a cabo y aprovechar de la mejor manera posible los beneficios de unir aprendizaje de aula y trabajo en empresas cuando de educación técnica se trata.

- Los colegios tienen que buscar a las empresas

En Educación 2020 señalan que si bien es un muy buen sistema, la educación técnica dual no resuelve todo por sí sola. Gabriel Muñoz, profesor de electricidad del Liceo Rafael Donoso Carrasco de Santiago comenta que por lo general, "si el profesor no se mueve, el sistema dual no funciona, porque no es algo sistemático de la educación chilena, sino que de colegios específicos”.

Esa es una diferencia de nuestro país con el sistema alemán, pues acá no son las empresas quienes buscan profesionales en los colegios, sino los centros educativos quienes buscan cupos en ellas.

Este es una desafío actual, que demuestra efectivamente la diferencia de culturas entre Alemania y Chile, comenta Andreina. Destaca que en Concepción, aunque en un comienzo los liceos buscaban cupos, hoy la nueva cultura empresarial de la región está comenzando a demandar a los profesionales técnicos en los mismos liceos.

Según la experiencia de la CCPC, la clave está en la generación de alianzas con las empresas y, además, en la medida que existan más sistemas duales en nuestra educación, el mundo empresarial valorará más la integración de trabajadores jóvenes y acabará buscando en los liceos técnicos a quienes necesite.

- Define demasiado temprano el futuro laboral

Carrasco menciona también que en Alemania se ha cuestionado el sistema por definir el camino profesional de los jóvenes muy pronto, impidiéndole explorar en otras áreas del conocimiento.

Es cierto que el trabajo en la empresa condiciona el camino profesional de los alumnos, sin embargo, hay que tener en cuenta que igualmente ellos deben optar si seguir en un liceo científico humanista o profesional. Por lo que, aplicar la práctica laboral de manera más intensa a la educación técnica ayuda a que ese aprendizaje sea más profundo.

"Cuando opta por uno de nuestros liceos, opta por el sistema dual, reconociendo los beneficios de esta modalidad de enseñanza", comenta Andreina.

- No se educan las habilidades blandas

Históricamente se le ha criticado a la educación técnica la falta de educación de habilidades blandas, claves para el desarrollo profesional, independiente de que se trate de oficios técnicos. Ese es un desafío pendiente que se debe enfrentar a través de programas concretos.

“Queremos que el cabro sea destacado en su profesión, pero también que adquiera competencias blandas: que sea responsable, respetuoso, solidario. Que haya motivación y que haya compromiso. Para nosotros, eso es lo más importante”, dice Álvaro Silva, director del Liceo Rafael Donoso Carrasco.

En el caso de Concepción, por ejemplo, esto se está trabajando a través de nuevos planes y programas de estudio de cada una de las especialidades impartidas en sus cinco liceos, realizados en conjunto con las empresas líderes en cada una de éstas y aprobados por el Mineduc, cuenta Andreína.

"No obstante ello, representantes del sector productivo, de cada una de las especialidades, coincidieron en la necesidad de formar personas, más que técnicos. Es así como, también se elaboró un módulo, denominado módulo de empleabilidad, el cual concentra las habilidades blandas requeridas en cada uno de los profesionales, independientemente de su especialidad, el cual también se está aplicando a partir del presente año en los cinco liceos corporativos".

Para que los beneficios sean efectivos, el sistema técnico dual debe ser bien aplicado y adaptarse a las necesidades de nuestra sociedad.

"Mi opinión personal es que el Dual en Chile necesita una revisión y - basado en esta revisión - una eliminación de debilidades detectadas. Todo eso no pasa por sí solo, para eso se necesita una voluntad política fuerte", asegura Rösch.

¿Crees que el sistema dual trae beneficios a la educación técnica profesional chilena?

¿CÓMO TE DEJÓ ESTE ARTÍCULO?
Feliz
Sorprendido
Meh...
Mal
Molesto
ESTADÍSTICAS: APOYO A FRASES DE ESTE ARTÍCULO
Estas estadísticas sólo se le muestran a los usuarios que ya han dado su opinión con un click sobre alguna de las frases rojas destacadas en el texto del artículo.
Comentarios
gif Comentario destacado por El Definido
Jessica Riquelme D. | 2015-07-07 | 10:02
4
Que buena que mencionen este tipo de Educación, el tema de las "habilidades blandas" es una de las cosas más rescatables, aprendes "in situ" lo que significa un equipo de trabajo, la dinámica de una empresa, y como "hay que hacer las cosas" con los otros, no solo con el trabajo, eso que aprendes en la sala de clases lo ves a los dos días en la oficina.
Con todo sólo una acotación Magadalena, soy titulada y egresada del INSUCO de Concepción, perteneciente a la CPCC y soy como de la 3era Generación del DUAL, y yo salí el 2001 de 4to Medio, así que debe llevar al menos 17 o 18 años funcionando en Concepción. (wow! las cuentas que me hiciste sacar!! jajajaja)

Saludos, ahora desde Valparaíso.
responder
denunciar
apoyar
Karen Mena | 2015-07-07 | 10:38
2
Hola Jessica!
Tengo una colega acá al lado que me dice que ella es de la primera generación, y es del 94. Son más de 20 años con el Programa Dual :O (se nos cayeron los años encima jajajajaja)
responder
denunciar
apoyar
Magdalena Araus | Colaboradora | 2015-07-07 | 10:47
3
Hola Jessica! Que bueno poder contar con una experiencia concreta en uno de esos colegios y de educación dual efectiva, gracias. Respecto a la cantidad de años, la información me la entregó directamente Andreina Borzone, pero la corroboraré. Saludos al puerto!
responder
denunciar
apoyar
Magdalena Araus | Colaboradora | 2015-07-07 | 11:25
3
Ya está, lo que pasa es que hace 8 años que la CCPC cubre la totalidad de los alumnos, con los 5 liceos. Claro que empezó hace más tiempo, pero con menos alumnos y establecimientos. Saludos!
responder
denunciar
apoyar
Jacqueline Bruna | 2015-07-07 | 12:24
3
Totalmente de acuerdo contigo, Jessica. No hay mejor forma de aprender a "comportarse" en un ambiente laboral, que con la práctica... Así cuando buscas tu primer trabajo, no es algo nuevo, es algo casi natural...

Que más te puedo decir??? Recuerdo muy bien esos días en el INSUCO, aunque no te veía en sala... jajajajajaja...
responder
denunciar
apoyar
Jessica Riquelme D. | 2015-07-17 | 20:00
1
todavía está viva la Señora Adreina??!!! Wow!!

Saludos Magadalena, y claro, antes tenías que postular a ese sistema en mi generación por ejemplo de los 2 cursos de contabilidad de 2do medio para postular a ser dual en 3ero y 4to hacian una selección... postulaban los que querían (ese año sé de 2 que no postularon) y hacían un curso dual de contabilidad, y 2 no dual. (total de estudiantes de contabilidad 80, duales 25).
responder
denunciar
apoyar
Ange Brik | 2015-07-07 | 11:31
1
aca en mi trabajo tenemos un convenio con un liceo, se les paga un sueldo a las chicas y asi se incentiva a que sean parte del equipo de trabajo. Lamentablemente, chicas que vienen de la especialidad de contabilidad poco o nada saben de la ecuacion contable y para de contar. Faltas ortograficas terribles, cero capacidad de analisis. Todo lo aprenden mecanico. Se que no es el caso de la educacion que muestra este articulo, pero aca en Stgo, la mayoria esta recien en pañales. Aca se le strata de ayudar y enseñar lo mas posible, tenemos una jefa muy buena que permite estar en este proyecto y que ocupemos parte de nuestro tiempo laboral en capacitar a estas chicas, tanto en temas laborales como de la vida.
responder
denunciar
apoyar
Marco Canepa | Director Creativo | 2015-07-07 | 15:45
2
Interesante. El problema que describes me parece que es transversal a todo nuestro sistema educativo, independiente del tipo. En las universidades también se quejan de las pifias con que vienen los alumnos.

El tema en la dual es que te toca trabajar con esos niños antes, cuando aún son niños... lo que no deja de ser malo, porque estás más a tiempo de ayudarlos. Pero el esfuerzo puede ser grande para la empresa.

Lo que me gusta de esta educación es que en lugar de uno pagar por educarse, te pagan. Y ocurre en el contexto real donde vas a desempeñarte, adquieres experiencia tempranamente (siempre útil en el CV) y estás actualizado(a) con la industria.
responder
denunciar
apoyar
Sergio Ortiz | 2015-07-10 | 14:25
6
¡Venía a decir que la ilustración de Gojko es excelente!

Además decir que mi hermana estudió con ese sistema en Concepción y le favoreció mucho en la vida. Cuando uno pasa directo del colegio a la Universidad, en mi opinión, uno madura más lento. En cambio, aunque mi hermana igual completó estudios universitarios, se veía mejor preparada.

Un buen artículo de algo que conocía pero que por haberlo vivido de tan cerca lo había dado por sentado y no había valorado en su justa medida. ¡Felicitaciones!
responder
denunciar
apoyar
fredy alvarez gomez | 2015-07-11 | 19:42
3
Ooooh! Yo soy de esa enseñanza dual, año 2002, liceo agrícola People Help People, de pilmaiquen, Puyehue. "Humildemente" Con el nivel medio y esta preparación, los estudiantes salimos bien preparados para enfrentar el mundo laboral. La enseñanza superior, sería mas por el cartón de técnico en educación superior. El tema pendiente seria mejorar lenguaje y uno que otro detalle. Saludos.
responder
denunciar
apoyar
Magdalena Araus | Colaboradora | 2015-07-13 | 10:17
1
Hola fredy! Interesante saber más casos de la efectividad de la educación dual, gracias por compartir tu experiencia. Al parecer es un sistema que debiera expandirse lo más posible en la educación técnica escolar. Saludos!
responder
denunciar
apoyar
Manuel Escobar | 2015-07-13 | 17:08
1
venia a putear el titulo, porque cuando "estudie" en conce (udec 2007-2010) nunca encontré un puto trabajo, era (y sigue siendo creo) al región con mayor desempleo... pero bueno el articulo no era de eso así que que no hay problema XD adelante estudios
responder
denunciar
apoyar
Daniel Araya | 2015-10-28 | 14:55
1
Pregunta: Una vez concluido el proceso dual, cuando el estudiante ya está habilitado para ingresar como trabajador formal, ¿cuenta con un certificado o algún diploma que lo identifique como alguien capacitado?
responder
denunciar
apoyar
Catalina Miralles | 2015-11-01 | 11:55
1
Claro que si, luego de hacer la práctica 'oficial', el alumno se gradúa y obtiene un título técnico medio :)
responder
denunciar
apoyar
Karen Mena | 2015-11-19 | 12:11
1
Salen con el título y con un certificado de aptitud profesional que es avalado por la empresa y la Corporación ;)
http://www.corporacionestudio.cl/index.php?lugar=dual
responder
denunciar
apoyar
* Debes estar inscrito y loggeado para participar.
© 2013 El Definido: Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento de nuestro representante legal.