chile, independencia, 200, años, bicentenario, acta
Imagen: César Mejías

A 200 años del acta de independencia, ¿cómo era el Chile de 1818?

Desde la moda, pasando por la bandera oficial, hasta el sistema educacional. Estos son los aspectos que deberías conocer del Chile de 1818 para hacerte una idea de cómo eran las cosas en ese entonces.

Por Rodolfo Westhoff @rwesthoff | 2018-02-12 | 17:29
Tags | chile, independencia, 200, años, bicentenario, acta
Para empezar, el Mapocho tenía dos brazos: uno es el que ya conocemos y el otro se extendía a través de lo que ahora es la Alameda desde Plaza Baquedano, hasta más o menos el barrio Brasil
Relacionadas

Hoy es 12 de febrero de 2018. Eso significa que han pasado 71 años desde la primera colección relevante de Christian Dior, aunque eso no es todo. También se conmemora que un día como hoy, pero en 2001, la NASA logró aterrizar una sonda en un asteoride por primera vez.

Ah, también hay algo llamado “la ceremonia de juramento de la independencia de Chile”, que se celebró en 1818. ¿Cómo es eso? ¿Nos hemos equivocado todos los 18 de septiembre? ¿Las empanadas de pino en verdad deberían ir con porotos granados? ¿La chicha debería ser de jugo de sandía? ¿Es en verano cuando deberíamos celebrar?

Pues sí y no. Si bien fue en esta fecha cuando de alguna manera “consagramos” nuestra independencia a través de la firma de un acta, al igual que en todas partes del mundo, esto se entiende más como un proceso que como un hecho aislado. En ese sentido, celebramos nuestra independencia desde que se empezó a gestar gracias a la primera Junta Nacional de Gobierno en 1810.

Pero hoy conmemoramos 200 años desde aquella vez que O’Higgins firmó el acta de independencia de Chile en Talca y por eso, en El Definido decidimos revisar cómo nuestro país en esa época.

¿El tamaño importa?

Quizás lo más notorio es lo distinto que era el mapa de Chile en ese entonces.

Eso sí, en ese tiempo los ojos estaban puestos encima de la isla de los palafitos. Después de todo, pese al acta de la independencia, Chiloé seguía bajo el dominio de una gobernación española (y se creía que eso podría dinamintar el movimiento independentista).Estábamos lejos de la Guerra del Pacífico (1879-1883), así que los terrenos de Antofagasta, Iquique y Arica aún no nos pertenecían. Así, nuestras tierras se extendían desde Copiapó hasta el río Biobío, así que olvídense de la Araucanía, Aysén, Punta Arenas, Isla de Pascua y la reclamación del territorio antártico.

Esto condujo a una serie de campañas militares que comenzaron en 1820 y que no tuvieron éxito hasta 1826. Para ese entonces el país consiguió una paz que hace rato no veía, pero por otro lado, terminó más pobre que una laucha. ¿Qué se hizo entonces? Se vendió la escuadra nacional, lo que dejó al país sin Armada durante al menos una década.

Banderita tricolor

Esto lo vimos en el colegio, pero es probable que a más de alguno se le haya olvidado. Hasta un día antes de la firma del acta de la independencia, nuestra bandera oficial era así:

Básicamente era la actual bandera de los Países Bajos, solo que con el rojo abajo en vez de arriba. Eso sí, este emblema patrio no duró mucho, ya que se empezó a usar después del triunfo de la batalla de Chacabuco (12 febrero de 1817), uno de los enfrentamientos bélicos clave para la independencia.

Tras el triunfo de los independentistas, se empezó a usar esta bandera como la oficial, aunque es reconocida como una de “transición”, porque como dijimos, solo duró un año hasta que entró en vigencia la que todos conocemos ahora. Hecho que ocurrió justo en medio del juramento de independencia.

Santiago ya no es lo que era antes

Si crees que la capital ha cambiado un barbaridad durante los últimos 10 años, imagínate cuánto lo ha hecho en los últimos dos siglos.

Para empezar, el Mapocho tenía dos brazos: uno es el que ya conocemos y el otro se extendía a través de lo que ahora es la Alameda desde Plaza Baquedano, hasta más o menos el barrio Brasil. Esta importante arteria de la capital correspondía a un pequeño cauce de agua que venía desde la principal fuente fluvial de la ciudad.

Se llamaba La Cañada y su característica era que cuando aumentaba su cauce (debido a las lluvias o el derretimiento de los hielos en la cordillera), transformaba a Santiago en una pequeña isla. Aunque no siempre corría agua y por ahí y cuando no, la gente aprovechaba de ir a tirar su basura.

Así, la Cañada terminó haciéndose mala fama, hasta que en 1818, tras el juramento de la independencia, Bernardo O’Higgins decidió hacer algo al respecto y en su calidad de Director Supremo, empezó un plan de obras para amononar el sector (principalmente gracias a las hileras de álamos que se plantaron). De hecho, así fue como terminó convirtiéndose en el paseo Alameda.

Esquema de la Cañada, dibujado por O’Higgins. 1818. Fuente: Archivo visual.

Y, en general, el plano de la ciudad se veía más o menos así:

Plano de Santiago. 1824. Fuente: Archivo visual.

¿Y qué pasaba con la educación?

El sistema educacional era bastante precario en ese entonces. Para empezar, no había una diferenciación entre escuela primaria y secundaria. De hecho, con suerte había colegios. Uno de los pocos que existían era el Instituto Nacional, pero para 1818 llevaba cuatro años cerrado luego de la reconquista española tras el desastre de Rancagua.

¿Y qué se aprendía? Principalmente a leer, escribir y hacer cálculos matemáticos. La primera escuela de arte y oficios la crearon recién en 1822, aunque tuvo sus precedentes en 1818, cuando O’Higgins comenzó a trazar las lineas de una educación especializada al mandar a hacer la Academia de Jóvenes Guardamarinas.

Por cierto, en ese entonces estaba de moda el sistema lancasteriano: un método en el que los alumnos más aventajados estaban encargados de enseñarles a los que no cachaban tanto. Suena extraño, pero por un lado fue útil para poder masificar la enseñanza al interior de las salas, ya que esto permitía que un maestro pudiera “enseñarles” a cientos de alumnos.

El último grito de la moda

Por último: ¿cómo se vestía la elite en ese entonces? En el sitio del Museo Nacional de Bellas Artes hay una serie de retratos que rodean al 1818. El pintor más destacado que realizaba este tipo de obras durante esos años fue el peruano José Gil de Castro.

Obviamente estamos hablando de la artistocracia y de un retrato, por lo que deben haber sido por lejos las tenidas más sofisticadas de la época. Te dejamos algunos ejemplos acá.

Retrato de doña Francisca Izquierdo Jaraquemada Romero
Gil de Castro, José. 1814. 
Artistas visuales chilenos.

Don Borja Andía y Varela y Díaz
Gil de Castro, José. 1814. 
Artistas visuales chilenos.

Retrato de doña Mercedes Villegas Romero y Aguila.
Gil de Castro, José. 1819. 
Artistas visuales chilenos.

María Mercedes Alcande y Bascuñán.
Gil de Castro, José. 1814. 
Artistas visuales chilenos.


¿Qué otros datos agregarías sobre el Chile de 1818?

¿CÓMO TE DEJÓ ESTE ARTÍCULO?
Feliz
Sorprendido
Meh...
Mal
Molesto
Comentarios
Francisco Gonzalez | 2018-02-12 | 20:29
1
Que buena! Gracias por la columna y gracias por no ser como esos lateros que dicen que celebramos "equivocadamente" el 18 de septiembre.
Es divertido imaginar cómo era nuestro Chile hace 200 años cuando toda la idea de un país apenas se estaba consolidando. :)
responder
denunciar
apoyar
Guillermo Pandelara | 2018-02-13 | 11:14
0
Estimados, es esto un error o el año pasado no me enteré de aquella batalla:
"ya que se empezó a usar después del triunfo de la batalla de Chacabuco (12 febrero de 2017)"
responder
denunciar
apoyar
Rodolfo Westhoff | Periodista | 2018-02-13 | 16:27
1
¡¿Como?! ¡¿No te contaron?!
(Arreglado, gracias).
responder
denunciar
apoyar
Guillermo Pandelara | 2018-02-13 | 17:21
0
Por nada, buen artículo!!!
responder
denunciar
apoyar
Bali Bey | 2018-02-15 | 08:19
0
Que lindos los planos <3
responder
denunciar
apoyar
Marco Bravo | 2018-02-15 | 16:38
0
El acta de la independencia se firmo en Concepción,el 01 de enero de 1818, hasta el mismo O´Higgins ( curiosamente quien firmo las actas ) lo declara en su bitácora y en su testamento político
responder
denunciar
apoyar
* Debes estar inscrito y loggeado para participar.
© 2013 El Definido: Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento de nuestro representante legal.