energia, poco, usual, fuente, no, convencional, sustentable
Imagen: César Mejías

¡¿Medusas?! 5 fuentes de energía que son muy poco usuales

A veces es bueno mirar “fuera de la caja” y ver el mar de posibilidades que existen para resolver los problemas que nos aquejan. En este caso, el energético. Ven a echarle un vistazo a estas locas maneras de crear energía.

Por Rodolfo Westhoff @rwesthoff | 2017-07-14 | 17:00
Tags | energia, poco, usual, fuente, no, convencional, sustentable

Cuando se trata de buscar energía en lugares poco convencionales, ninguna idea es lo suficientemente mala (a no ser que la fuente provenga de lágrimas de niños de cinco años). Después de todo, encontrar nuevas maneras para suministrar energía, es la clave para el desarrollo sustentable de nuestra sociedad.

Es por eso que en El Definido decidimos buscar aquellas fuentes que menos nos esperaríamos y esto fue con lo que nos encontramos.

1. Medusas

Puede que las medusas sean uno de los animales marinos que más miedo nos dan, pero también pueden ser muy útiles energéticamente hablando. Después de todo, estos viscozos y gelatinosos habitantes de los océanos poseen un extracto que puede ser muy valioso en el mundo de los paneles fotovoltaicos.

Se trata de la Proteína Verde Fluorescente (GFP, por sus siglas en inglés). Su gracia es que al estar expuesta a rayos ultravioleta, es capaz de emitir electrones, los que pueden viajar a través de un circuito como el de un panel solar y terminan generando electricidad. ¡Voilá!

Ahora, su potencial siempre debería quedar sujeto a que no estemos incurriendo en una forma de maltrato animal. Pero por si acaso, por este “descubrimiento”, es que tres químicos recibieron el Nobel de Química 2008.

2. Láseres desde el espacio

Si te dijéramos que en el espacio hay una máquina con un potente rayo láser que está apuntando hacia el planeta Tierra, lo más probable es que pienses que se trata de una maniobra alienígena para acabar con nuestro querido mundo. Por suerte, estarías equivocado.

En realidad, consiste en una tecnología que se viene desarrollando desde hace años en forma de prototipos y se basa en aprovechar la energía solar que se puede captar en el espacio. A diferencia de lo que pasa en la Tierra con nuestra atmósfera que filtra una gran cantidad de rayos UV, en el exterior se puede aprovechar esta fuente de energía de una manera mucho más eficiente. ¿Y cómo la enviamos de vuelta al planeta? ¡Pues con un enorme rayo láser que concentre la energía!

Resultado de imagen para un rayo laser gif

3. Energía osmótica

¿Se acuerdan cuando en el colegio nos enseñaron lo que era la osmosis? Este proceso en el que dos líquidos o gases distintos se mezclan a través de una membrana, puede ser muy útil cuando de crear energía se trata. De hecho, solo basta tener agua dulce, agua salada y una membrana semipermeable.

Según una investigación llevada a cabo en el Laboratorio de Biología Nanométrica de la Escuela Politécnica Federal de Lausana, Suiza, la osmosis nos permite crear un sistema de creación de energía con una eficiencia casi sin precedentes. ¿Cómo funciona?

En pocas palabras, la membrana semipermeable está encargada de separar los dos líquidos que poseen una concentración distinta de sal. Así, los iones de sal atraviesan la membrana hasta que el agua se mezcla y quedan con la misma concentración. La gracia es que como los iones son algo así como un átomo con carga eléctrica, su movimiento puede ser aprovechado para crear electricidad.

Según calculan los científicos investigadores, el potencial de este sistema es inmenso: unamembrana de 1 m2, con 30% de su superficie cubierta en nanoporos generaría suficiente energía para iluminar 50.000 bombillasmodernas (1 megavatio).

4. Crematorios

A nadie le gustan los crematorios y el hecho de crear energía aprovechando los procesos de incineración de cadáveres no suena muy atractivo, pero de que son una fuente de energía poco usual, lo son. Después de todo, en esos lugares se trabaja con temperaturas altísimas. Por ejemplo, estas suelen bordear los 1.200 °C.

Eso implica que la combustión que se hace emita un montón de humo y gases que deben ser enfriados con un sistema de tuberías de agua fría. Naturalmente, ese entramado de cañerías termina calentándose, pero generalmente esa es toda la historia.

Pero en la vanguardista Suecia están aprovechando ese proceso para enviar el agua caliente de las tuberías a una central de calefacción. Una manera un tanto excéntrica de aprovechar la energía y que definitivamente nunca veremos en un programa como “Hágalo usted mismo”.

5. Alcohol

Sabemos que el alcohol es un arma de doble filo: podemos pasarlo bien tomándolo con moderación en una tarde soleada con los amigos, pero nos puede hacer vivir el mismo infierno si es que nos pasamos de copas y la resaca no nos abandona durante todo el día siguiente.

Con eso claro, la verdad es que también tiene otro beneficio. ¡El alcohol puede ser una fuente de energía! Y no estamos hilando fino ni buscando excusas, porque la misma química nos acompaña en esto. ¿Cómo así?

Las bebidas alcohólicas que ingerimos contienen etanol y, coincidentemente, este compuesto es muy bueno para hacer combustible… tanto así, que está presente casi en todas las gasolinas de Estados Unidos. Es por eso que una de las destilerías escosesas más conocidas, está transformando los residuos de la producción de whisky en energía, gracias a una planta de biomasa que procesa el etanol de este licor. Con esto, hasta 9.000 hogares pueden ser alimentados. Sabroso y eco-amigable.

¿Qué otra fuente de energía agregarías a la lista?

¿CÓMO TE DEJÓ ESTE ARTÍCULO?
Feliz
Sorprendido
Meh...
Mal
Molesto
Comentarios
* Debes estar inscrito y loggeado para participar.
© 2013 El Definido: Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento de nuestro representante legal.